lunes, 21 de diciembre de 2009

Avatar: Cumple lo prometido y más…






James Cameron, aquel día que gritaste “soy el rey del mundo” (Marzo del 98), no te tirabas un farol y ponías todas las cartas sobre la mesa, tenías un proyecto en mente que te carcomía por dentro y deseabas que la tecnología te diera la herramientas para llevar a cabo una historia que nunca antes podría haberse realizado. Pero antes pudiste demostrar al mundo entero que ninguna de tus películas caería en saco roto.

TERMINATOR
ABYSS
TERMINATOR 2
MENTIRAS ARRIESGADAS
TITANIC
Todas estas películas anteriores no hacían otra cosa que confirmar algo, JAMES CAMERON nunca bebería de la mano de George Lucas y Steven Spielberg, el juega en otra liga, en otro nivel, en algo ligeramente superior, su nivel.
En Avatar, nos encontramos la enesima indagación del mito de POCAHONTAS, pero llevada a unos niveles mas que perfectos. La historia nos cuenta como un veterano marine, toma la decisión dificil de llevar la vida de su hermano gemelo fallecido y tener asi alguna oportunidad de poder recuperar su antigua vida antes de que se viera postrada a una silla de ruedas, con ello se sumerge en el experimento de los avatares, su mente trasladada a un cuerpo de los nativos del planeta Pandora mejorados geneticamente por tecnicas muy avanzadas y asi conseguir información de primera mano de todo lo relacionado con la raza nativa, Los Na’vi.
En los momentos que me dirigía a mi sala de cine mas cercana sabía que me había hecho muchas expectativas sobre esta pelicula, y no queria colmarlas antes de tiempo, ya que un estreno asi no lo vivía desde hace años, mas de cinco años para ser exactos, y tenia que ir a verla en su primera sesión y asi fue, cuando sentado en mi butaca, como en las buenas peliculas de otras epocas una gigantesca nave espacial inundo toda una pantalla dejando impresionados a la mayor parte del respetable que llenaba la sala de esquina a esquina. Y no era una sala llena de frikis, Cameron se ha ganado su publico y su publico es todo, y su publico usará el boca a boca para conseguir lo que el quiere, que su pelicula sea eterna (me he pasado…). Al empezar las dudas nos asisten, conseguirá encarrilar un ritmo vertiginoso como nos ha demostrado siempre o se quedará en agua de borrajas, pues si lo consigue. El cine de hoy en dia nos tiene acostumbrado a mostrar toda el climax en un comienzo para luego decaer y defraudar pero este no es el caso, nos encontramos con un crescendo con control y belleza, queremos saber que acontecerá una vez a ocurrido lo visto, y lo siguiente supera lo anterior y asi hasta el final. El miedo a que la historia de amor enturbie la historia esta pero desaparece con la imagen de la tribu Na’vi, que inunda con todo su preciosismo visual hasta dejarnos inmersos en su ecosistema, y formar parte de él.


El reparto.

En pocas ocasiones indago en un reparto tanto como quisiera analizar este, igualmente no consigo asimilar el doblaje el único punto flaco de esta película.
Sam Worthington en el papel de Jake Sully, nunca vi a este actor tan creíble, aunque algunos gestos son muy inexpresivos en esta película consigue sacar su pequeño potencial de interpretación, ya que la química aparece junto con Zoe Saldana.
Zoe Saldana en el papel de Neytiri, aunque no se preste en carne y hueso, esta interpretación es la más profunda, la más sentida, es completa un personaje inolvidable con alma y corazón, más incluso que nuestro querido Gollum de hace seis años.
Sigourney Weaver en el papel de Dr. Grace Augustine, quizás el único punto flaco en los actores sea ella, una mujer imponente con su estatura pero que no llega a hacer sombra, como actriz secundaria cumple, pero está muy fuera de su nivel interpretativo habitual.
Stephen Lang en el papel Colonel Miles Quaritch, el auténtico malo maloso, carisma, presencia, expresividad, todo en uno.
Michelle Rodriguez en el papel de Trudy Chaconj realiza su papel más femenino de toda su carrera profesional.

La calidad técnica.

Esta inherente en cada esquina, desde el mismo momento de la llegada a Pandora, hasta la planta más insignificante, todo un único universo creado para esta cinta, perfeccionada para que no pase desapercibida, te asombra su capacidad de envolverte, sin ni siquiera formar parte de un guión ambivalente.

El guión.

El único punto flaco, haciéndose previsible pero a la vez llevado a la categoría de aventura épica desenfrenada. Y mostrándonos que Cameron es el único maestro en la ficción científica sin dejar, ni un solo cabo suelo, NI UNO.

El mensaje.

Con toda su fuerza de expresividad, el mensaje nos llega hasta el último poro haciendo que nos sintamos ecologistas hasta el último minuto, y tomemos conciencia de la humanidad carente en los humanos y tan presente en los NA’VI.

Conclusión.

Ante una película de tal envergadura solo podía valer una crítica elaborada, si no he llegado a ese objetivo me disculpo. Pero considero que esta es la película de 2009, un año muy pobre. Con muchos rasgos de Obra de Arte.
"La guerra preventiva es la unica solución, Atacaremos el terror con terror." Coronel Miles Quaritch

2 comentarios:

M2Hero dijo...

En mi humilde opinión, no se encuentra entre las tres mejores películas de este año, ni siquiera me parece notable (salvo su apartado técnico que es absolutamente BESTIAL). El mensaje está ya más que trillado, con esas reminiscencias a Pocahontas y a tantas y tantas otras películas ya vistas. La historia no me ha llegado, no me ha impactado, no me ha atrapado. Ya lo he dicho por ahí: fuegos de artificio, realmente bellos, espectaculares, pero le falta pasión, al menos para un servidor.

Un saludo.

P.D.: ¿Dónde está la revolución que nos prometió Cameron? Sí, es sublime técnicamente, pero no sé hasta qué punto supondrá un antes y un después en la historia del cine.

WiidO dijo...

un vaso de agua contiene solo eso, agua, pero nos apaga la sed.